body p, .sqs-layout .sqs-block.html-block p { text-align: justify !important; }

Emoción y recuerdos primaron en el 112º Encuentro Anual de Egresados

Emoción, nostalgia y recuerdos de una historia que, obstinada, se niega a desaparecer. Estas fueron algunas de las sensaciones y sentimientos que se vivieron durante el 112º Encuentro Anual de Egresados, organizado por la Fundación de Egresados y Amigos de la Universidad de Santiago de Chile (FUDEA) y centros de ex alumnos EAO-UTE-USACH.

Las actividades comenzaron temprano. Cerca de las 10 de la mañana se desarrolló el Tour Patrimonial en torno a las dependencias de lo que fuera la Escuela Normal Superior José Abelardo Núñez (JAN). Esto, en el sector “Jotabeche” de nuestra Casa de Estudios (Metro Universidad de Santiago).

Ahí, en medio de los amplios estacionamientos que se erigen en el sector, se ubicaba el edificio principal de la JAN, que fuera demolido en 1985 producto del terremoto de dicho año.

Historias, anécdotas y más de alguna lágrima brotaron en medio del recorrido, que llevó a los ex normalistas, junto a ex estudiantes de la Universidad, a visitar sus antiguas dependencias, como una de sus salas que mantiene su infraestructura original. En este lugar se produjo uno de los momentos más emotivos de la jornada.

Sin mayores preámbulos, los ex alumnos se sentaron en los pupitres, como si el paso del tiempo hubiese sido una bufonada de la vida.

En ese lugar, se leyeron algunas “anotaciones negativas” de la época, que sancionaban acciones tan reprochables como jugar fútbol en algún lugar inapropiado o por “darle mal uso a la bacinica”, que causaron espontáneas risas entre los participantes. Estas anécdotas están contenidas en el libro “Trilogía Normalista” de Carlos Sepúlveda Leyton.

También recorrieron el lugar donde estuvo emplazado el casino principal de la JAN (actual sector de Arquitectura), pudieron apreciar la antigua piscina del lugar (ubicada al costado del edificio de Ingeniería en Alimentos), espacio en que se animaron a recordar anécdotas y también visitaron las dependencias de la Ex Escuela Venezuela.

El Tour Patrimonial fue liderado por Belén Fernández y Miguel Gimeno, impulsores del Proyecto JAN, encargado del proceso de patrimonialización del sector y de rescatar la memoria histórica del legado normalista.

Pero las actividades no quedaron ahí. Continuaron a las 11.30 en el Salón Víctor Jara, donde se exhibió un documental inédito sobre la Escuela Normal Superior José Abelardo Núñez.

El archivo audiovisual, rescatado por el archivo DGA de la Universidad, dura 7 minutos y contiene las únicas imágenes en video disponibles del edificio. En ellas, se realiza una contextualización de la importancia y significancia de la JAN en la formación de profesores, siendo la primera Escuela de su tipo en Latinoamérica.

Sin embargo, también contiene imágenes fuertes, que exponen el proceso de demolición de su edificio principal.

Madre Escuela

Más tarde, a las 12.00, las actividades continuaron en el Aula Magna. En ella, se desarrolló la Ceremonia Solemne, que reconoció tanto a miembros de la comunidad universitaria como a ex integrantes de la JAN.

Uno de ellos fue Martín Faunes, quien recordó la figura de su padre, Gustavo Faunes Huidobro, último director de la JAN hasta su cierre en 1973. También expuso, William Venegas, quien fuera estudiante de la JAN; estudiante y funcionario de la UTE.

Adicionalmente, fue reconocido el testimonio de vida de Raúl Cereceda. A sus 86 años, declamó algunas palabras sobre su trayectoria, destacando la formación profesional entregada por la Universidad, que no sólo le permitió desarrollarse laboralmente, sino también –y principalmente- como persona.

Otro de los momentos emotivos de la jornada se produjo en el reconocimiento por los 70 años de egreso de Óscar Antequera, tituladocomo Técnico Mueblista y de Ingeniero en Ejecución En Diseño y Construcción y de Héctor Kramm, quien se tituló de Técnico Electricista. En compañía de un grupo de ex alumnos y familiares, recibieron este merecido tributo a su trayectoria.

Óscar Antequera recuerda de su época como alumno, en conversación con FUDEA, su participación en las protestas estudiantiles que terminaron con la destitución del director Washington Guerrero en 1938, constituyendo ésta una de las primeras experiencias de manifestaciones universitarias en el país, en una época sin centros de alumnos ni organización estudiantil formal en la Universidad.

Considera que la EAO les entregó, por sobre todo, un inmenso cariño. Los valores y las enseñanzas lo marcaron hasta el día de hoy.

Por su parte, Héctor Kramm aún agradece a su “Madre Escuela” el haberle permitido la posibilidad de estudiar y de desarrollarse exitosamente en la Industria Eléctrica, campo laboral en que se desempeñó hasta su jubilación en 1980.  

Cabe señalar, además, que en la entrada del Aula Magna se encontraban emplazadas una serie de fotografías de la JAN, además de la proyección en 3D que reconstruye la infraestructura de la época.

Emoción y recuerdos

Posteriormente, se desarrolló un Vino de Honor, para finalmente culminar en un Almuerzo de Camaradería.

En él, egresados de la EAO, la UTE y la USACH pudieron apreciar espontáneas palabras de los asistentes, cantos de ópera, concursos, entre otras actividades.

En síntesis, fue una jornada donde primó la emoción y los recuerdos, que reconoció el legado normalista y re-significó lugares dentro de la Universidad, cargados de historias que aún se niegan a desaparecer.

También, reconoció a quienes constituyen un pilar fundamentalde la construcción de la Casa de Estudios y permitió, como es su costumbre, congregar y mantener vivo el espíritu EAO-UTE-USACH. Cerca de las 18.00 culminó la jornada, con un mensaje que retumbaba en los oídos de cada uno de los presentes: ¡Nos vemos el próximo año!

Revisa la Galería de Imágenes del Encuentro:

Encuentro Anual de Egresados 2013
 

Por Simón Pérez
Coordinador Área Comunicación Estratégica
Fudea U. de Santiago de Chile